inicio    
volver     Documentos \ de la Presidencia
Share |

MENSAJE DE LA CEP A LOS PERIODISTAS EN SU DÍA

EL PODER DEL PERIODISTA 

La Pastoral de la Comunicación de la CEP saluda y congratula a los Periodistas del Paraguay en su día y quiere compartir con ellos un breve Mensaje sobre su importante tarea y los desafíos que enfrentan en el ejercicio cotidiano de la profesión de informar, opinar y orientar a la sociedad.

El periodista tiene mucho poder. Pero no se trata de poder político, o de privilegios, o de poder económico y social. Se trata, según Javier Darío Restrepo, del poder de entrar en las conciencias para proponer y guiar, para transformar la realidad construyendo la esperanza.

Hace algunos años, en el Primer Congreso Nacional de la Comunicación que se realizó en nuestro país, el reconocido y prestigioso periodista colombiano Javier Darío Restrepo, en una inolvidable charla magistral, planteó la cuestión del poder del periodista.

En estos momentos difíciles por los que atraviesa nuestra sociedad, en medio del desconcierto, del relativismo ético, del oportunismo y la mezquindad política, es necesario que el periodista use su poder para transformar nuestra realidad hacia horizontes de mayor esperanza.

Restrepo decía que el periodista tiene el poder de ingresar a la conciencia de las personas con la noticia y el enfoque que él ha seleccionado, ejerciendo su libertad de expresión. El periodista entra en la mente de las personas sin restricciones porque el lector, oyente o televidente va en busca de la información sin que nadie lo presione ni obligue, movido solamente por la necesidad de saber qué está pasando. El periodista entra en el recinto de las conciencias individuales, todos los días, incluso varias veces al día.

Este tremendo poder le obliga a ser responsable, es decir, a responder por los efectos de la información. Tiene la obligación ética y profesional de desarrollar este poder en beneficio de las personas y de toda la sociedad. Implica informar con rigor, exactitud y veracidad; con respeto a la dignidad de las personas, aunque esto pueda significar "perder la primicia". Competir es sano, pero no a cualquier precio y utilizando cualquier medio.

En un país en crisis, Restrepo plantea que el periodista use todo el poder que tiene para trabajar lo posible y construir la esperanza. Al respecto, dijo: Max Weber llegó a comprobar que lo imposible se hace posible cuando hay hombres que creen en lo posible. Incontables seres humanos transforman sus vidas y la de su sociedad con la fe en lo posible. Y este es un proceso que se pone en marcha con una información completa, que es la que ofrece el periodista cuando, después del relato de los múltiples hechos tristes de nuestro tiempo, muestra las posibilidades y propuestas de solución. Esta es, sin duda, la tarea más necesaria y alta que debe cumplir el periodista en la realidad presente de nuestro querido Paraguay.

Culminamos este breve mensaje con las palabras del Papa Benedicto XVI a los periodistas: "Estáis comprometidos en una tarea cada vez más exigente, en la que los espacios de libertad son amenazados, y los intereses económicos y políticos tienen a menudo preeminencia sobre el espíritu de servicio y sobre el criterio del bien común. En estos momentos difíciles se hace especialmente importante el testimonio de la propia coherencia, incluso a riesgo de pagarlo en persona: la serenidad de la conciencia no tiene precio." (Benedicto XVI, a los periodistas católicos italianos, Vaticano, 27 de enero de 2009).

De nuevo les expresamos nuestras congratulaciones y les animamos a seguir ejerciendo con valentía y coraje la digna e importante profesión de informar.-

Asunción, 24 de abril de 2009

                                                                   

Mons. Adalberto Martínez Flores

Obispo de San Pedro

Secretario General de la CEP

 Responsable Pastoral de la Comunicación

24/04/2009

Todos los Derechos Resevados Conferencia Episcopal Paraguaya© 2010
Alberdi Nro 782 - Teléfono: (595) 21 490-920 / 492-670
www.episcopal.org.py